Haces que me olvide de mí

En contra de lo que los entendidos aseveraban, la conexión contigo me llegó a los 4 o 5 años de conocerte. Ahora me planteo, qué demonios tenían los entendidos que opinar sobre algo que solo nos concierne a ti y a mí, qué sabrán ellos de nuestro primer encuentro, de cómo me mirabas en silencio a los ojos y de mi desconcierto la primera vez que te vi.

No me apura confesar que yo te quise desde el primer día, pese a que ni sabía bien cómo tratarte, tu predilección hacia mí, sospecho que fue más paulatina, no creo que fuera desconfianza, sino necesidad de asentar tu confianza. Y aquí estamos juntos los dos, cinco años después, queriéndonos, necesitándonos, sintiéndonos imprescindibles, aunque yo bien sepa que es solo cuestión de tiempo que me sustituyas.

 Acabas de dejarme sola en mi cama y aún tengo tu aroma dulce en mis brazos, tus murmullos en mi oído, tu mirada en mi retina, esa que se produce cuando coges mis mejillas entre tus manos, fijas con solemnidad tu pupila azul en la mía y me sueltas como si dijeras cualquier obviedad: eres la mami más bonita.

Un día perfecto.

(que me perdone Lou Reed)

Saludos desde El Olimpo

Afrodita Repipi

Anuncios

2 thoughts on “Haces que me olvide de mí

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s